Aerosmith no pudo llegar y la productora no quiere pagar.

Este fin de semana se realiza en Santiago de Chile, un esperado concierto denominado Santiago Rock City. En dos días en el Estadio Monumental se reunirían grandes y legendarias bandas, sin duda un espectáculo imperdible incluso si no se es tan fanático, pues por la puesta en escena uno de debe dar por pagado.

Hasta el momento todo bien, hasta que… la noticia que empezó lentamente a tomarse la pauta del día y de los días siguientes, uno de los grupo Aerosmith anunciaba que no llegaría a Chile y cancelaba su participación por problemas de salud.

Me imagino el caos en ese momento para la productora y para quienes compraron su entrada vieron como su expectativa se rompió – siempre lamentando el problema de salud de Steven Tyler – para un buen grupo el motivo principal para contratar fue precisamente ver a este grupo de renombre. Por consiguiente pensaron: “bueno me tendrán que devolver mi entrada” lamentablemente la productora no piensa de la misma manera, pues solo devolverá el 50% de la entrada.

Expuestos los hechos de este caso, cabe señalar que la respuesta de la productora es del todo improcedente y abusiva. No es posible pensar que el hecho que una banda de un concierto cancele y se le devuelva un % de la entrada, pensar eso, se me debería permitir igual ingresar al recito a presenciar los demás conciertos por cuanto la entrada sigue estando pagada en el resto.

Por otro lado, la cláusula de “no aceptamos devoluciones” es abusiva lo ha dicho el propio SERNAC lamentablemente, debe ser declarada por un Tribunal y como sabemos eso demora y la solución “propuesta” de una manera tan generosa, no es sino una medida de presión para el consumidor, porque, aplicando el criterio “tiempo / costo / beneficio” es mejor el 50% que nada o estar 3 años peleando una entrada.  La productora debe devolver el 100% de la entrada, está incumpliendo un servicio al cual se comprometió a entregar por lo que el consumidor no puede cargar con aquello.

La solución de productora demuestra que nos falta mucho en materia de protección al consumidor y en soluciones expeditas que sean acorde a los tiempos corren, para que éstas no sean un desincentivo para reclamar nuestros derechos.

Comentarios

    Sebastián Hassi

    (2 octubre, 2017 - 15:36)

    Muy buen planteamiento Cote. En este punto surge una interrogante bastante interesante en materia de protección del consumidor: el incumplimiento parcial del proveedor en el otorgamiento del servicio convenido ¿da derecho al consumidor para exigir una devolución total? En este caso, lo promocionado era un festival de rock al que asistirían varias bandas, una de las cuales no se presenta por enfermedad de su vocalista. Hasta donde se entiende del comunicado de Mercury Concerts y The Fan Lab, uno podía asistir de igual forma al resto de los conciertos y obtener el 50% del descuento (no he logrado encontrar la confirmación de esto).

    En este mismo punto, sería interesante sopesar la lógica contenida en el artículo 23 de la LPC, que para la indemnización de perjuicios, exige la concurrencia de “negligencia” de parte del proveedor, misma que es castigada con la correspondiente obligación indemnizatoria.

    Desde mi punto de vista, la solución propuesta por la productora al menos es una demostración de querer compensar a quienes compraron el ticket por una de las bandas, considerando que el resto del servicio, sí fue prestado. Dicho ofrecimiento claramente no obsta a las acciones que, eventualmente, pudieran tomar el Sernac, Asociaciones de Consumidores y/o los consumidores afectados al respecto.

    Concuerdo, en todo caso, en que la institucionalidad de protección del consumidor en Chile, claramente requiere de renovación y evolución.

    Saludos y felicitaciones por tu muy buen blog.

    Seba Hassi.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *